lunes, 29 de junio de 2015

Dulce Castigo




Dulce Castigo
(Para el Capi)

Cuando guardas silencio, a tu cuerpo me anudo
porque busca mi carne de tu carne el impacto;
me devoran las ganas cuando siento tu tacto
por la dermis airada de mi pecho desnudo.

Cállate cuando beses con tus dedos mi ombligo,
cuando horades mi vientre con tu urgente caudal,
cuando apremie el instinto del deseo animal
y me duela el placer de tu dulce castigo.

Ámame con un punto de salvaje violencia
cuando rasgues mi entraña con tu rosa de acero
y me llene la espuma del volcán de tu esencia.

Háblame con los ojos si en tus brazos me muero
si el delirio me obliga a rogar la exigencia
de que calles conmigo mientras dices te quiero.


Rosales





Forma: Soneto
Metro: Alejandrino
Rima: Consonante