jueves, 20 de abril de 2017

El rapto del elegido


El rapto del elegido



En una era de oscuridad feroz, un dios gobernaba cada elemento: el agua, el fuego, el aire y la tierra. .
Los dioses eran iracundos y hostiles, por lo que sometían a todos los cuerpos celestes a sus eternos caprichos.
Existía una leyenda antigua que anunciaba el nacimiento del vástago de dos constelaciones, un lucero mucho más poderoso que todos ellos y que cambiaría el orden del universo establecido.

Por ello, al conocer el nacimiento de un niño, se apresuraron a intentar capturarlo para mantenerlo retenido, controlado, y tener así asegurado el poder eterno.
Lograron raptar al retoño, lo que provocó la furia de todos los signos y no dudaron en enfrentarse a ellos en la batalla más épica y gloriosa de todos los tiempos.


En los tiempos oscuros y ancestrales,...
gobierna una deidad cada elemento,
como furiosos entes inmortales,
en la tierra y el fuego, el mar y el viento.


Se retuercen sus ínfulas letales
cuando intuyen el agrio nacimiento
del hijo de dos signos zodiacales,
que cambiará la ley del firmamento.

No pueden aceptar que el elegido
los envíe al exilio permanente
a través de remotas dimensiones.

Secuestran al lucero en un descuido
y provocan la cólera evidente
del padre y las demás constelaciones.



Rosales